Menu

Un estudio afirma que los surfistas sin capacitación son tan valiosos como los socorristas

Personas que practican el surf en su tiempo libre salvan de morir ahogadas a tantos bañistas como los surfistas socorristas voluntarios y un estudio reciente sugiere que deberían recibir formación en torno a “cómo actuar en posibles situaciones de emergencia”. El título del estudio es Guardians of the Surf: The role and value of surfers in Australian beach and coastal surf rescues. [Guardianes del Surf: rol y valor de los surfistas en los rescates en playas y costas australianas].

El estudio, realizado por Anna Attard, constató que el 63 por ciento de los surfistas afirmaban haber salvado alguna vida pero que se podría mejorar los rescates con formación específica.

La autora calcula que la cifra de rescates realizados por surfistas no es desdeñable. “Equivaldría a 5.000 rescates anuales, que es muy similar al número de rescates anuales realizados por surfistas socorristas voluntarios". 

Anna Attard descubrió que los rescates realizados por surfistas tuvieron lugar principalmente en playas vigiladas (45 por ciento) y no vigiladas (54 por ciento). Asimismo, recalcó que: “los surfistas con formación en situaciones de emergencia tienden a realizar más rescates, pero la capacidad para realizar un rescate no está ligada a la formación formal, sino al número de años de experiencia como surfista".

Y concluye: “El estudio demuestra claramente que normalmente los surfistas suelen estar en zonas peligrosas para los bañistas y que los surfistas inexpertos suelen ser capaces de ayudar a bañistas en dificultades. Sin embargo, en ocasiones los surfistas inexpertos son más un estorbo que una ayuda si no tienen conocimientos o experiencia suficientes para realizar un rescate con éxito”. Además, el estudio identificó una carencia en la capacidad de los surfistas para tratar heridas de consideración. “Lo que sugiere que ofrecer formación a surfistas experimentados e inexpertos les permitiría estar preparados para afrontar situaciones de gran riesgo.”

Las conclusiones de este estudio basado en 545 encuestas realizadas online llegan después de que la tres veces subcampeona del mundo Sally Fitzgibbons revelara que en año nuevo, fuera del horario de los socorristas, tuvo que llevar a la orilla a un hombre de 40 años en problemas debido a la fuerte corriente en la playa de Werri Beach, situada al sur de Kiama.

WORLD SURF CITIES NETWORK